Gonzalo Larraguibel: “Vienen revoluciones importantes tanto en lo tecnológico como lo social”

Gonzalo Larraguibel: “Vienen revoluciones importantes tanto en lo tecnológico como lo social”

Gonzalo Larraguibel: “Vienen revoluciones importantes tanto en lo tecnológico como lo social”

Gonzalo Larraguibel: “Vienen revoluciones importantes tanto en lo tecnológico como lo social”

Gonzalo Larraguibel: “Vienen revoluciones importantes tanto en lo tecnológico como lo social”

En su paso por IRADE, el Socio de Virtus Partners analizó el complejo escenario global y local que afecta a los negocios, enfatizando que para abordarlo las organizaciones y liderazgos deben desarrollar importantes habilidades adaptativas, siendo claves la empatía, innovación y colaboración.

"El liderazgo será clave en los resultados de la segunda vuelta de la carrera presidencial, donde el perfil de los candidatos, y no solo su programa, será de vital importancia para retener los votos obtenidos y atraer los faltantes para triunfar y gobernar".

"El liderazgo será clave en los resultados de la segunda vuelta de la carrera presidencial, donde el perfil de los candidatos, y no solo su programa, será de vital importancia para retener los votos obtenidos y atraer los faltantes para triunfar y gobernar".

"El liderazgo será clave en los resultados de la segunda vuelta de la carrera presidencial, donde el perfil de los candidatos, y no solo su programa, será de vital importancia para retener los votos obtenidos y atraer los faltantes para triunfar y gobernar".

"El liderazgo será clave en los resultados de la segunda vuelta de la carrera presidencial, donde el perfil de los candidatos, y no solo su programa, será de vital importancia para retener los votos obtenidos y atraer los faltantes para triunfar y gobernar".

Captura de Pantalla 2021-12-07 a la(s) 10.43.15
Autor_Gonzalo.Larraguibel_blancoynegro

Gonzalo Larraguibel
Socio Fundador, Virtus Partners

Gonzalo Larraguibel
Socio Fundador, Virtus Partners

“Si ustedes creen que el cambio que ha habido hasta ahora es el real cambio, esperen a lo que viene, porque vienen revoluciones importantes tanto en lo tecnológico como lo social”. Así de enfático fue Gonzalo Larraguibel, Socio de Virtus Partners, en su presentación “Evolución del Liderazgo en tiempos de Transformación y Disrupción”, realizada durante el Encuentro de Gestión de Personas 2021 de IRADE.
 
Recordando el manifiesto de la Business Roundtable de 2019, donde las mayores firmas de EEUU redefinieron el propósito corporativo señalando que hoy en día las empresas no solo deben centrarse en crear valor para los inversionistas, sino que también para sus distintos stakeholders, el consultor señaló que su rol y lo que se espera de ellas cambió radicalmente y seguirá evolucionando, requiriendo una gran capacidad de adaptación que, al mismo tiempo, pueda lidiar con una serie de otros desafíos existentes.
 
Por un lado, la revolución tecnológica avanza a una velocidad y profundidad sin precedentes, dando paso a una gran proliferación de disrupciones y startups que están cambiando las reglas del juego, desafiando a los incumbentes y acelerando la obsolescencia de diversos modelos de negocio. En tanto, la pandemia ha llevado a las organizaciones al real extremo de tener que adaptarse o desaparecer, arrastrando a varias firmas a la quiebra y obligado a diversas industrias a generar rápidamente cambios para poder adaptarse frente a las múltiples limitaciones y restricciones, además de las nuevas formas de vivir, trabajar y consumir.
 
Asimismo, a este contexto VUCA sumamente desafiante y que llegó para quedarse, además se suman una economía global debilitada, cadenas de suministro resentidas, la urgencia de hacerse cargo del cambio climático, una mayor presión geopolítica entre EEUU y China y una brutal competencia por el talento, entre otros elementos relevantes tanto a nivel mundial como local, incluyendo al proceso constituyente en curso y la incertidumbre frente a cómo será la gestión de nuestro próximo Presidente.

 

“Si ustedes creen que el cambio que ha habido hasta ahora es el real cambio, esperen a lo que viene, porque vienen revoluciones importantes tanto en lo tecnológico como lo social”. Así de enfático fue Gonzalo Larraguibel, Socio de Virtus Partners, en su presentación “Evolución del Liderazgo en tiempos de Transformación y Disrupción”, realizada durante el Encuentro de Gestión de Personas 2021 de IRADE.
 
Recordando el manifiesto de la Business Roundtable de 2019, donde las mayores firmas de EEUU redefinieron el propósito corporativo señalando que hoy en día las empresas no solo deben centrarse en crear valor para los inversionistas, sino que también para sus distintos stakeholders, el consultor señaló que su rol y lo que se espera de ellas cambió radicalmente y seguirá evolucionando, requiriendo una gran capacidad de adaptación que, al mismo tiempo, pueda lidiar con una serie de otros desafíos existentes.
 
Por un lado, la revolución tecnológica avanza a una velocidad y profundidad sin precedentes, dando paso a una gran proliferación de disrupciones y startups que están cambiando las reglas del juego, desafiando a los incumbentes y acelerando la obsolescencia de diversos modelos de negocio. En tanto, la pandemia ha llevado a las organizaciones al real extremo de tener que adaptarse o desaparecer, arrastrando a varias firmas a la quiebra y obligado a diversas industrias a generar rápidamente cambios para poder adaptarse frente a las múltiples limitaciones y restricciones, además de las nuevas formas de vivir, trabajar y consumir.
 
Asimismo, a este contexto VUCA sumamente desafiante y que llegó para quedarse, además se suman una economía global debilitada, cadenas de suministro resentidas, la urgencia de hacerse cargo del cambio climático, una mayor presión geopolítica entre EEUU y China y una brutal competencia por el talento, entre otros elementos relevantes tanto a nivel mundial como local, incluyendo al proceso constituyente en curso y la incertidumbre frente a cómo será la gestión de nuestro próximo Presidente.

 

“Si ustedes creen que el cambio que ha habido hasta ahora es el real cambio, esperen a lo que viene, porque vienen revoluciones importantes tanto en lo tecnológico como lo social”. Así de enfático fue Gonzalo Larraguibel, Socio de Virtus Partners, en su presentación “Evolución del Liderazgo en tiempos de Transformación y Disrupción”, realizada durante el Encuentro de Gestión de Personas 2021 de IRADE.
 
Recordando el manifiesto de la Business Roundtable de 2019, donde las mayores firmas de EEUU redefinieron el propósito corporativo señalando que hoy en día las empresas no solo deben centrarse en crear valor para los inversionistas, sino que también para sus distintos stakeholders, el consultor señaló que su rol y lo que se espera de ellas cambió radicalmente y seguirá evolucionando, requiriendo una gran capacidad de adaptación que, al mismo tiempo, pueda lidiar con una serie de otros desafíos existentes.
 
Por un lado, la revolución tecnológica avanza a una velocidad y profundidad sin precedentes, dando paso a una gran proliferación de disrupciones y startups que están cambiando las reglas del juego, desafiando a los incumbentes y acelerando la obsolescencia de diversos modelos de negocio. En tanto, la pandemia ha llevado a las organizaciones al real extremo de tener que adaptarse o desaparecer, arrastrando a varias firmas a la quiebra y obligado a diversas industrias a generar rápidamente cambios para poder adaptarse frente a las múltiples limitaciones y restricciones, además de las nuevas formas de vivir, trabajar y consumir.
 
Asimismo, a este contexto VUCA sumamente desafiante y que llegó para quedarse, además se suman una economía global debilitada, cadenas de suministro resentidas, la urgencia de hacerse cargo del cambio climático, una mayor presión geopolítica entre EEUU y China y una brutal competencia por el talento, entre otros elementos relevantes tanto a nivel mundial como local, incluyendo al proceso constituyente en curso y la incertidumbre frente a cómo será la gestión de nuestro próximo Presidente.

 

“Si ustedes creen que el cambio que ha habido hasta ahora es el real cambio, esperen a lo que viene, porque vienen revoluciones importantes tanto en lo tecnológico como lo social”. Así de enfático fue Gonzalo Larraguibel, Socio de Virtus Partners, en su presentación “Evolución del Liderazgo en tiempos de Transformación y Disrupción”, realizada durante el Encuentro de Gestión de Personas 2021 de IRADE.
 
Recordando el manifiesto de la Business Roundtable de 2019, donde las mayores firmas de EEUU redefinieron el propósito corporativo señalando que hoy en día las empresas no solo deben centrarse en crear valor para los inversionistas, sino que también para sus distintos stakeholders, el consultor señaló que su rol y lo que se espera de ellas cambió radicalmente y seguirá evolucionando, requiriendo una gran capacidad de adaptación que, al mismo tiempo, pueda lidiar con una serie de otros desafíos existentes.
 
Por un lado, la revolución tecnológica avanza a una velocidad y profundidad sin precedentes, dando paso a una gran proliferación de disrupciones y startups que están cambiando las reglas del juego, desafiando a los incumbentes y acelerando la obsolescencia de diversos modelos de negocio. En tanto, la pandemia ha llevado a las organizaciones al real extremo de tener que adaptarse o desaparecer, arrastrando a varias firmas a la quiebra y obligado a diversas industrias a generar rápidamente cambios para poder adaptarse frente a las múltiples limitaciones y restricciones, además de las nuevas formas de vivir, trabajar y consumir.
 
Asimismo, a este contexto VUCA sumamente desafiante y que llegó para quedarse, además se suman una economía global debilitada, cadenas de suministro resentidas, la urgencia de hacerse cargo del cambio climático, una mayor presión geopolítica entre EEUU y China y una brutal competencia por el talento, entre otros elementos relevantes tanto a nivel mundial como local, incluyendo al proceso constituyente en curso y la incertidumbre frente a cómo será la gestión de nuestro próximo Presidente.

 

“Si ustedes creen que el cambio que ha habido hasta ahora es el real cambio, esperen a lo que viene, porque vienen revoluciones importantes tanto en lo tecnológico como lo social”. Así de enfático fue Gonzalo Larraguibel, Socio de Virtus Partners, en su presentación “Evolución del Liderazgo en tiempos de Transformación y Disrupción”, realizada durante el Encuentro de Gestión de Personas 2021 de IRADE.
 
Recordando el manifiesto de la Business Roundtable de 2019, donde las mayores firmas de EEUU redefinieron el propósito corporativo señalando que hoy en día las empresas no solo deben centrarse en crear valor para los inversionistas, sino que también para sus distintos stakeholders, el consultor señaló que su rol y lo que se espera de ellas cambió radicalmente y seguirá evolucionando, requiriendo una gran capacidad de adaptación que, al mismo tiempo, pueda lidiar con una serie de otros desafíos existentes.
 
Por un lado, la revolución tecnológica avanza a una velocidad y profundidad sin precedentes, dando paso a una gran proliferación de disrupciones y startups que están cambiando las reglas del juego, desafiando a los incumbentes y acelerando la obsolescencia de diversos modelos de negocio. En tanto, la pandemia ha llevado a las organizaciones al real extremo de tener que adaptarse o desaparecer, arrastrando a varias firmas a la quiebra y obligado a diversas industrias a generar rápidamente cambios para poder adaptarse frente a las múltiples limitaciones y restricciones, además de las nuevas formas de vivir, trabajar y consumir.
 
Asimismo, a este contexto VUCA sumamente desafiante y que llegó para quedarse, además se suman una economía global debilitada, cadenas de suministro resentidas, la urgencia de hacerse cargo del cambio climático, una mayor presión geopolítica entre EEUU y China y una brutal competencia por el talento, entre otros elementos relevantes tanto a nivel mundial como local, incluyendo al proceso constituyente en curso y la incertidumbre frente a cómo será la gestión de nuestro próximo Presidente.

 

IRADE 3 – Gonzalo Larraguibel
IRADE 4 – Gonzalo Larraguibel

Para ser distintivos: Transformación y disrupción

De acuerdo a Larraguibel, en el nuevo contexto emergen cuatro preguntas claves que debería hacerse todo Director, Gerente General, Gerente de Recursos Humanos o líder en la organización:

  • ¿Qué estrategias son distintivas y capaces de adaptarse a entornos VUCA?

  • ¿Qué tipo de organizaciones serán capaces de accionar esas estrategias?

  • ¿Qué estilos de liderazgo permitirán implementarlas?

  • ¿Cómo avanzar?

Frente a esto, explicó que para ser distintivos hoy no basta con solo digitalizar, es decir, incorporar tecnologías para llevar ciertos procesos análogos a un plano digital, como lo hacen la mayoría de las organizaciones; sino más bien es necesario transformar el modelo de negocio actual o generar una propuesta disruptiva que se haga cargo de una oportunidad o desafío importante, apalancándose en las nuevas tecnologías, metodologías y capacidades.
 

Para ser distintivos: Transformación y disrupción

De acuerdo a Larraguibel, en el nuevo contexto emergen cuatro preguntas claves que debería hacerse todo Director, Gerente General, Gerente de Recursos Humanos o líder en la organización:

  • ¿Qué estrategias son distintivas y capaces de adaptarse a entornos VUCA?
  • ¿Qué tipo de organizaciones serán capaces de accionar esas estrategias?
  • ¿Qué estilos de liderazgo permitirán implementarlas?
  • ¿Cómo avanzar?

Frente a esto, explicó que para ser distintivos hoy no basta con solo digitalizar, es decir, incorporar tecnologías para llevar ciertos procesos análogos a un plano digital, como lo hacen la mayoría de las organizaciones; sino más bien es necesario transformar el modelo de negocio actual o generar una propuesta disruptiva que se haga cargo de una oportunidad o desafío importante, apalancándose en las nuevas tecnologías, metodologías y capacidades.

Para ser distintivos: Transformación y disrupción

De acuerdo a Larraguibel, en el nuevo contexto emergen cuatro preguntas claves que debería hacerse todo Director, Gerente General, Gerente de Recursos Humanos o líder en la organización:

  • ¿Qué estrategias son distintivas y capaces de adaptarse a entornos VUCA?
  • ¿Qué tipo de organizaciones serán capaces de accionar esas estrategias?
  • ¿Qué estilos de liderazgo permitirán implementarlas?
  • ¿Cómo avanzar?

Frente a esto, explicó que para ser distintivos hoy no basta con solo digitalizar, es decir, incorporar tecnologías para llevar ciertos procesos análogos a un plano digital, como lo hacen la mayoría de las organizaciones; sino más bien es necesario transformar el modelo de negocio actual o generar una propuesta disruptiva que se haga cargo de una oportunidad o desafío importante, apalancándose en las nuevas tecnologías, metodologías y capacidades.

 

Para ser distintivos: Transformación y disrupción

De acuerdo a Larraguibel, en el nuevo contexto emergen cuatro preguntas claves que debería hacerse todo Director, Gerente General, Gerente de Recursos Humanos o líder en la organización:

  • ¿Qué estrategias son distintivas y capaces de adaptarse a entornos VUCA?
  • ¿Qué tipo de organizaciones serán capaces de accionar esas estrategias?
  • ¿Qué estilos de liderazgo permitirán implementarlas?
  • ¿Cómo avanzar?

Frente a esto, explicó que para ser distintivos hoy no basta con solo digitalizar, es decir, incorporar tecnologías para llevar ciertos procesos análogos a un plano digital, como lo hacen la mayoría de las organizaciones; sino más bien es necesario transformar el modelo de negocio actual o generar una propuesta disruptiva que se haga cargo de una oportunidad o desafío importante, apalancándose en las nuevas tecnologías, metodologías y capacidades.

Para ser distintivos: Transformación y disrupción

De acuerdo a Larraguibel, en el nuevo contexto emergen cuatro preguntas claves que debería hacerse todo Director, Gerente General, Gerente de Recursos Humanos o líder en la organización:

  • ¿Qué estrategias son distintivas y capaces de adaptarse a entornos VUCA?
  • ¿Qué tipo de organizaciones serán capaces de accionar esas estrategias?
  • ¿Qué estilos de liderazgo permitirán implementarlas?
  • ¿Cómo avanzar?

Frente a esto, explicó que para ser distintivos hoy no basta con solo digitalizar, es decir, incorporar tecnologías para llevar ciertos procesos análogos a un plano digital, como lo hacen la mayoría de las organizaciones; sino más bien es necesario transformar el modelo de negocio actual o generar una propuesta disruptiva que se haga cargo de una oportunidad o desafío importante, apalancándose en las nuevas tecnologías, metodologías y capacidades.

IRADE 9 – Gonzalo Larraguibel

Ejemplo de ello es Mercado Libre, que pasó de competir con los retailers tradicionales hace 10 años atrás a convertirse en uno de los ecommerce más valiosos del mundo. Sin ir más allá, recientemente la revista Fortune lo posicionó como la novena compañía del mundo con mayor potencial de crecimiento a largo plazo gracias a su gran capacidad de resiliencia y reinvención, dos atributos que “nunca han sido más importantes”, siendo la innovación parte de su ADN.
 
“Otro ejemplo es un proyecto en el que estamos trabajando con un banco de otro país, creando un banco digital de forma completamente separada del negocio tradicional, con el objetivo de que en 5 años más sea ese banco digital el que quede con el negocio”, adelantó Larraguibel.
 
El consultor señaló que las organizaciones tradicionales no son las adecuadas para abordar el nuevo escenario, siendo necesario repensarlas para hacerlas más flexibles, horizontales y capaces de gestionar ecosistemas de colaboración que permitan impulsar la innovación. “El desafío no solo está en generar una estrategia distintiva, sino en contar también con una organización ágil y flexible, además del equipo y los liderazgos adecuados”, explica.
 
En ese sentido, señala que además de lo técnico es indispensable que los líderes cuenten con habilidades adaptativas, como la capacidad de inspirar y movilizar a la organización; gran empatía, horizontalidad y capacidad de conectar con distintos stakeholders; habilidad para comunicar y generar ambientes de confianza, empoderando a las personas; apertura para innovar, colaborar y probar cosas nuevas y, sobre todo, el coraje necesario para impulsar los cambios necesarios.

 

Ejemplo de ello es Mercado Libre, que pasó de competir con los retailers tradicionales hace 10 años atrás a convertirse en uno de los ecommerce más valiosos del mundo. Sin ir más allá, recientemente la revista Fortune lo posicionó como la novena compañía del mundo con mayor potencial de crecimiento a largo plazo gracias a su gran capacidad de resiliencia y reinvención, dos atributos que “nunca han sido más importantes”, siendo la innovación parte de su ADN.
 
“Otro ejemplo es un proyecto en el que estamos trabajando con un banco de otro país, creando un banco digital de forma completamente separada del negocio tradicional, con el objetivo de que en 5 años más sea ese banco digital el que quede con el negocio”, adelantó Larraguibel.
 
El consultor señaló que las organizaciones tradicionales no son las adecuadas para abordar el nuevo escenario, siendo necesario repensarlas para hacerlas más flexibles, horizontales y capaces de gestionar ecosistemas de colaboración que permitan impulsar la innovación. “El desafío no solo está en generar una estrategia distintiva, sino en contar también con una organización ágil y flexible, además del equipo y los liderazgos adecuados”, explica.
 
En ese sentido, señala que además de lo técnico es indispensable que los líderes cuenten con habilidades adaptativas, como la capacidad de inspirar y movilizar a la organización; gran empatía, horizontalidad y capacidad de conectar con distintos stakeholders; habilidad para comunicar y generar ambientes de confianza, empoderando a las personas; apertura para innovar, colaborar y probar cosas nuevas y, sobre todo, el coraje necesario para impulsar los cambios necesarios.

Ejemplo de ello es Mercado Libre, que pasó de competir con los retailers tradicionales hace 10 años atrás a convertirse en uno de los ecommerce más valiosos del mundo. Sin ir más allá, recientemente la revista Fortune lo posicionó como la novena compañía del mundo con mayor potencial de crecimiento a largo plazo gracias a su gran capacidad de resiliencia y reinvención, dos atributos que “nunca han sido más importantes”, siendo la innovación parte de su ADN.
 
“Otro ejemplo es un proyecto en el que estamos trabajando con un banco de otro país, creando un banco digital de forma completamente separada del negocio tradicional, con el objetivo de que en 5 años más sea ese banco digital el que quede con el negocio”, adelantó Larraguibel.
 
El consultor señaló que las organizaciones tradicionales no son las adecuadas para abordar el nuevo escenario, siendo necesario repensarlas para hacerlas más flexibles, horizontales y capaces de gestionar ecosistemas de colaboración que permitan impulsar la innovación. “El desafío no solo está en generar una estrategia distintiva, sino en contar también con una organización ágil y flexible, además del equipo y los liderazgos adecuados”, explica.
 
En ese sentido, señala que además de lo técnico es indispensable que los líderes cuenten con habilidades adaptativas, como la capacidad de inspirar y movilizar a la organización; gran empatía, horizontalidad y capacidad de conectar con distintos stakeholders; habilidad para comunicar y generar ambientes de confianza, empoderando a las personas; apertura para innovar, colaborar y probar cosas nuevas y, sobre todo, el coraje necesario para impulsar los cambios necesarios.

 

Ejemplo de ello es Mercado Libre, que pasó de competir con los retailers tradicionales hace 10 años atrás a convertirse en uno de los ecommerce más valiosos del mundo. Sin ir más allá, recientemente la revista Fortune lo posicionó como la novena compañía del mundo con mayor potencial de crecimiento a largo plazo gracias a su gran capacidad de resiliencia y reinvención, dos atributos que “nunca han sido más importantes”, siendo la innovación parte de su ADN.
 
“Otro ejemplo es un proyecto en el que estamos trabajando con un banco de otro país, creando un banco digital de forma completamente separada del negocio tradicional, con el objetivo de que en 5 años más sea ese banco digital el que quede con el negocio”, adelantó Larraguibel.
 
El consultor señaló que las organizaciones tradicionales no son las adecuadas para abordar el nuevo escenario, siendo necesario repensarlas para hacerlas más flexibles, horizontales y capaces de gestionar ecosistemas de colaboración que permitan impulsar la innovación. “El desafío no solo está en generar una estrategia distintiva, sino en contar también con una organización ágil y flexible, además del equipo y los liderazgos adecuados”, explica.
 
En ese sentido, señala que además de lo técnico es indispensable que los líderes cuenten con habilidades adaptativas, como la capacidad de inspirar y movilizar a la organización; gran empatía, horizontalidad y capacidad de conectar con distintos stakeholders; habilidad para comunicar y generar ambientes de confianza, empoderando a las personas; apertura para innovar, colaborar y probar cosas nuevas y, sobre todo, el coraje necesario para impulsar los cambios necesarios.

 

Ejemplo de ello es Mercado Libre, que pasó de competir con los retailers tradicionales hace 10 años atrás a convertirse en uno de los ecommerce más valiosos del mundo. Sin ir más allá, recientemente la revista Fortune lo posicionó como la novena compañía del mundo con mayor potencial de crecimiento a largo plazo gracias a su gran capacidad de resiliencia y reinvención, dos atributos que “nunca han sido más importantes”, siendo la innovación parte de su ADN.
 
“Otro ejemplo es un proyecto en el que estamos trabajando con un banco de otro país, creando un banco digital de forma completamente separada del negocio tradicional, con el objetivo de que en 5 años más sea ese banco digital el que quede con el negocio”, adelantó Larraguibel.
 
El consultor señaló que las organizaciones tradicionales no son las adecuadas para abordar el nuevo escenario, siendo necesario repensarlas para hacerlas más flexibles, horizontales y capaces de gestionar ecosistemas de colaboración que permitan impulsar la innovación. “El desafío no solo está en generar una estrategia distintiva, sino en contar también con una organización ágil y flexible, además del equipo y los liderazgos adecuados”, explica.
 
En ese sentido, señala que además de lo técnico es indispensable que los líderes cuenten con habilidades adaptativas, como la capacidad de inspirar y movilizar a la organización; gran empatía, horizontalidad y capacidad de conectar con distintos stakeholders; habilidad para comunicar y generar ambientes de confianza, empoderando a las personas; apertura para innovar, colaborar y probar cosas nuevas y, sobre todo, el coraje necesario para impulsar los cambios necesarios.


IRADE 16 – Gonzalo Larraguibel
IRADE 17 – Gonzalo Larraguibel

Compañías en Chile aún tienen grandes desafíos

Según el Índice de Madurez Digital Virtus (IMDV) 2021, la mitad de las grandes compañías en Chile señalan que cuentan con un plan de acción claro y robusto para transformarse digitalmente. Una cifra bastante decepcionante y que según la experiencia de Larraguibel, en la realidad sería bastante inferior. “Cuando vas a una organización y conversas con sus líderes te das cuenta de que la mayoría no cuenta con una estrategia bien definida y mucho menos con un propósito claro. Un propósito claro inspira y moviliza a toda la organización, no solo a 10 o 15 personas”, explica.
 
Respecto al liderazgo, si bien 84% de las grandes empresas participantes en el IMDV sostuvieron contar con un esquema de gobierno senior -gerente general o de primera línea- impulsando estos procesos de transformación, solo 56% señalaron que estos líderes experimentan activamente y 63% que se atreven constantemente a romper paradigmas, evidenciando que estos no siempre cuentan con las capacidades necesarias para impulsarlos con éxito.
 
Al mismo tiempo, el escenario laboral tanto en Chile como en el mundo está cambiando a paso acelerado, marcado por un importante avance de la automatización y un mayor requerimiento de perfiles cada vez más especializados. El problema, señala el consultor, es que en el país “hoy existe un claro desacople entre el sistema educativo y productivo”, lo que está generando importantes déficits de talentos en diversas industrias, representando una urgencia que deberá ser abordada como una prioridad a nivel de política pública durante los próximos años, mediante la capacitación y reconversión laboral.

Compañías en Chile aún tienen grandes desafíos

Según el Índice de Madurez Digital Virtus (IMDV) 2021, la mitad de las grandes compañías en Chile señalan que cuentan con un plan de acción claro y robusto para transformarse digitalmente. Una cifra bastante decepcionante y que según la experiencia de Larraguibel, en la realidad sería bastante inferior. “Cuando vas a una organización y conversas con sus líderes te das cuenta de que la mayoría no cuenta con una estrategia bien definida y mucho menos con un propósito claro. Un propósito claro inspira y moviliza a toda la organización, no solo a 10 o 15 personas”, explica.
 
Respecto al liderazgo, si bien 84% de las grandes empresas participantes en el IMDV sostuvieron contar con un esquema de gobierno senior -gerente general o de primera línea- impulsando estos procesos de transformación, solo 56% señalaron que estos líderes experimentan activamente y 63% que se atreven constantemente a romper paradigmas, evidenciando que estos no siempre cuentan con las capacidades necesarias para impulsarlos con éxito.
 
Al mismo tiempo, el escenario laboral tanto en Chile como en el mundo está cambiando a paso acelerado, marcado por un importante avance de la automatización y un mayor requerimiento de perfiles cada vez más especializados. El problema, señala el consultor, es que en el país “hoy existe un claro desacople entre el sistema educativo y productivo”, lo que está generando importantes déficits de talentos en diversas industrias, representando una urgencia que deberá ser abordada como una prioridad a nivel de política pública durante los próximos años, mediante la capacitación y reconversión laboral.

Compañías en Chile aún tienen grandes desafíos

Según el Índice de Madurez Digital Virtus (IMDV) 2021, la mitad de las grandes compañías en Chile señalan que cuentan con un plan de acción claro y robusto para transformarse digitalmente. Una cifra bastante decepcionante y que según la experiencia de Larraguibel, en la realidad sería bastante inferior. “Cuando vas a una organización y conversas con sus líderes te das cuenta de que la mayoría no cuenta con una estrategia bien definida y mucho menos con un propósito claro. Un propósito claro inspira y moviliza a toda la organización, no solo a 10 o 15 personas”, explica.
 
Respecto al liderazgo, si bien 84% de las grandes empresas participantes en el IMDV sostuvieron contar con un esquema de gobierno senior -gerente general o de primera línea- impulsando estos procesos de transformación, solo 56% señalaron que estos líderes experimentan activamente y 63% que se atreven constantemente a romper paradigmas, evidenciando que estos no siempre cuentan con las capacidades necesarias para impulsarlos con éxito.
 
Al mismo tiempo, el escenario laboral tanto en Chile como en el mundo está cambiando a paso acelerado, marcado por un importante avance de la automatización y un mayor requerimiento de perfiles cada vez más especializados. El problema, señala el consultor, es que en el país “hoy existe un claro desacople entre el sistema educativo y productivo”, lo que está generando importantes déficits de talentos en diversas industrias, representando una urgencia que deberá ser abordada como una prioridad a nivel de política pública durante los próximos años, mediante la capacitación y reconversión laboral.

Compañías en Chile aún tienen grandes desafíos

Según el Índice de Madurez Digital Virtus (IMDV) 2021, la mitad de las grandes compañías en Chile señalan que cuentan con un plan de acción claro y robusto para transformarse digitalmente. Una cifra bastante decepcionante y que según la experiencia de Larraguibel, en la realidad sería bastante inferior. “Cuando vas a una organización y conversas con sus líderes te das cuenta de que la mayoría no cuenta con una estrategia bien definida y mucho menos con un propósito claro. Un propósito claro inspira y moviliza a toda la organización, no solo a 10 o 15 personas”, explica.
 
Respecto al liderazgo, si bien 84% de las grandes empresas participantes en el IMDV sostuvieron contar con un esquema de gobierno senior -gerente general o de primera línea- impulsando estos procesos de transformación, solo 56% señalaron que estos líderes experimentan activamente y 63% que se atreven constantemente a romper paradigmas, evidenciando que estos no siempre cuentan con las capacidades necesarias para impulsarlos con éxito.
 
Al mismo tiempo, el escenario laboral tanto en Chile como en el mundo está cambiando a paso acelerado, marcado por un importante avance de la automatización y un mayor requerimiento de perfiles cada vez más especializados. El problema, señala el consultor, es que en el país “hoy existe un claro desacople entre el sistema educativo y productivo”, lo que está generando importantes déficits de talentos en diversas industrias, representando una urgencia que deberá ser abordada como una prioridad a nivel de política pública durante los próximos años, mediante la capacitación y reconversión laboral.

Compañías en Chile aún tienen grandes desafíos

Según el Índice de Madurez Digital Virtus (IMDV) 2021, la mitad de las grandes compañías en Chile señalan que cuentan con un plan de acción claro y robusto para transformarse digitalmente. Una cifra bastante decepcionante y que según la experiencia de Larraguibel, en la realidad sería bastante inferior. “Cuando vas a una organización y conversas con sus líderes te das cuenta de que la mayoría no cuenta con una estrategia bien definida y mucho menos con un propósito claro. Un propósito claro inspira y moviliza a toda la organización, no solo a 10 o 15 personas”, explica.
 
Respecto al liderazgo, si bien 84% de las grandes empresas participantes en el IMDV sostuvieron contar con un esquema de gobierno senior -gerente general o de primera línea- impulsando estos procesos de transformación, solo 56% señalaron que estos líderes experimentan activamente y 63% que se atreven constantemente a romper paradigmas, evidenciando que estos no siempre cuentan con las capacidades necesarias para impulsarlos con éxito.
 
Al mismo tiempo, el escenario laboral tanto en Chile como en el mundo está cambiando a paso acelerado, marcado por un importante avance de la automatización y un mayor requerimiento de perfiles cada vez más especializados. El problema, señala el consultor, es que en el país “hoy existe un claro desacople entre el sistema educativo y productivo”, lo que está generando importantes déficits de talentos en diversas industrias, representando una urgencia que deberá ser abordada como una prioridad a nivel de política pública durante los próximos años, mediante la capacitación y reconversión laboral.

IRADE – Gonzalo Larraguibel

Inscríbete a nuestro newsletter para recibir mensualmente una selección de nuestros principales contenidos de negocios.

¿Quieres contactarnos? Escríbenos a contacto@somosvirtus.com y conversemos.

Inscríbete a nuestro newsletter para recibir mensualmente una selección de nuestros principales contenidos de negocios.

¿Quieres contactarnos? Escríbenos a contacto@somosvirtus.com y conversemos.

Inscríbete a nuestro newsletter para recibir mensualmente una selección de nuestros principales contenidos de negocios.

¿Quieres contactarnos? Escríbenos a contacto@somosvirtus.com y conversemos.

 

Inscríbete a nuestro newsletter para recibir mensualmente una selección de nuestros principales contenidos de negocios.

¿Quieres contactarnos? Escríbenos a contacto@somosvirtus.com y conversemos.

Inscríbete a nuestro newsletter para recibir mensualmente una selección de nuestros principales contenidos de negocios.

¿Quieres contactarnos? Escríbenos a contacto@somosvirtus.com y conversemos.

¿Te pareció interesante? Comparte este contenido en redes sociales:

También te puede interesar

También te puede interesar

VP -logo bridge white

CHILE

Rosario Norte 532, Oficina 1301
Las Condes, Santiago.
+56 22 3784000
+569 4467 1255

Rosario Norte 532, Oficina 1301
Las Condes, Santiago.
+56 22 3784000
+569 4467 1255

Rosario Norte 532, Oficina 1301
Las Condes, Santiago.
+56 22 3784000
+569 4467 1255

COLOMBIA

Carrera 9 #77-67, Oficina 203
Bogotá.
+57 1 6065088
+57 317 379 3211

CONECTA CON NOSOTROS